Feeds:
Entradas
Comentarios

Eveready

EVEREADY




Buenos días mis queridos amigos y hermanos en Cristo, quiera Dios que cuando estén leyendo estas sencillas notas de mi vida…todos ustedes se encuentren bien.
Como les decía el gran Pablo, a los tesalonicenses…”
Gracia y paz sean a vosotros, de Dios nuestro Padre y del Señor Jesucristo ” (1Tesalonicenses 1:1)
Como siempre, empiezo a escribirles muy temprano…aunque no tanto porque son las 5.00 de la mañana, pero fiel mente el Señor me despertó hace un momento, según mi pedido que le hice antes de acostarme en paz y confiado.
Digo en paz y confiado porque así dicen sus Salmos…” En paz me acostaré y así mismo dormiré; Porque sólo tú Jehová, me haces vivir confiado ” (Salmo 4:8)
Cuando hago mío estas palabra de Dios y me acuesto pensando que así será…no necesito más otras cosas para quedarme profundamente dormido.
Desde hace varios días, el Señor ha estado poniendo en mi corazón el escribirles esta carta, con esta peculiar orientación. Lo haré con varias historias que El me hizo vivir…
Esto que Dios me pide que escriba se ha ido aclarando por medio de un suceso que le pasó a mi hermana mayor, Miryam Lavalle.
Ella enfermó repentinamente y terminó operada de emergencia el sábado pasado, pasamos momentos de mucha tensión y angustia, en un momento junto con mi amada Cecilia lloramos en la puerta del quirófano a las 6.30 am, pensando que nuestra hermana iba a partir a la presencia de nuestro Señor….pero gracias a El, eso no sucedió todavía.
Se está recuperando lentamente en una sala del Hospital Naval y en los brazos de Jesucristo.
Amigos se dice que la vida es como la neblina, que a veces esta, y a veces ya no está.
Yo ahora tengo cuidado en pensar y decir lo mismo que dijo un hombre de la antigüedad…Este dijo:…” Ya sé lo que haré. Destruiré mis viejos graneros y mandaré a construir unos mucho más grandes. Allí guardaré lo que he cosechado y todo lo que tengo. Después me diré: ¡Ya tienes suficiente para vivir muchos años! ¡Come, bebe, diviértete y disfruta de la vida lo más que puedas! ““Pero Dios le dijo: “¡Que tonto eres Esta misma noche vas a morir, y otros disfrutarán de todo esto que has guardado!” “Así les pasa a todos los que amontonan riquezas para sí mismos. Creen que son ricos, pero ante Dios en realidad son pobres ” (Lucas 12:18, 19, 20,21 biblia del Lenguaje Sencillo)
Amados hermanos y amigos….Dios tiene el control de todo, él lo sabe todo, el sabe qué nos está sucediendo, y qué nos sucederá a cada uno de todos los seres humanos que respiran en este mundo que El mismo creo…
El dice en la biblia …” Pues aún los cabellos de vuestra cabeza están todos contados ” …Por eso no tengan miedo (Lucas 12:7)
Ayer le visité a mi hermana en su lecho y fui para animarle a que siga perseverando en su fe en Cristo…a creer en que El le devolverá su total salud, además pienso que una doctora creyente tiene que experimentar que siente un paciente cuando está en una cama de hospital por muchos días….Si sabemos que se siente…podemos hacer mejor el trabajo de médicos y hasta consolarlos con la misma consolación que de Dios recibimos cuando estamos allí echados mirando el cielo o el techo….Ustedes que opinan?
Además fui porque no olvido lo que mi Rey y Señor un día dijo…” Porque cuando estuve enfermo, me visitaron ” (Mateo 25:36)
He estado meditando sobre la vida de hermana Miryam …ya que en menos de 1 año…la han operado 3 veces dado que se ha puesto mal de tres cosas diferentes…yo diría que se ha librado tal vez de la muerte en tres oportunidades.
Ahora van entendiendo porque le puse de título a esta historia de EVEREADY ..?
En mis mejores años por allá por los 70 y los 80, en mi natal pueblo de Los Órganos (hoy famoso por sus olas de surfing y sus playas mejores que las de Máncora) escuchábamos radio Tropicana, de Guayaquil Ecuador y allí se hacía mucha propaganda a unas pilas (baterías alcalinas) de la marca EVEREADY…”esas que tenían más vidas que un gato”.
Y hablando de eso, recuerdo que estuve yo también a punto de perder mi vida en muchas oportunidades.
Las veces más impactantes comenzaron cuando yo tenía 10 años de edad y mi querido viejo Pedro Pablo Lavalle, me compró mi primera moto, después de mucha insistencia, recuerdo que era una ST-70 Honda de color rojo, que la desembarcó una camioneta Datsun crema de Mavila Hnos en una hermosa mañana de verano…había mucho sol y muchos curiosos mirando la moto de Peruco Lavalle.
Meses más adelante un tremendo auto Dodge de esos de 8 cilindros en V…me atropellaba porque me le cruce en plena carretera panamericana que atravesaba mi querido Los Órganos, ya se imaginan como terminé pero no morí….sólo tenía muchos esparadrapos por todos los brazos y piernas.
Todos los veranos regresaba del internado de mi Colegio San Ignacio de Loyola (Piura) donde estudié toda mi secundaria, a pasar los veranos a mi casa de Los Órganos con mis padres y mis otros 4 hermanos. Lindos tiempos aquellos, lo que más recuerdo es que el pueblo era tranquilo…todos nos conocíamos…nada se perdía.
Creo que tenía como 12 años de edad y una mañana fuimos a correr olas de pechito a esa hermosa playa, y de pronto el mar se embraveció tremendamente que varios de nosotros quedamos detrás de esas gigantescas olas.
No podíamos salir hacia la orilla, y nos cansábamos de nadar ya que la corriente nos arrastraba hacia adentro.
Mis fuerzas ya no dieron más y comencé a ahogarme…me hundí lentamente y veía como en cámara lenta pasaban las olas allá arriba en la superficie. Sentía como que me iba durmiendo, y iba perdiendo la visión mientras mi cuerpo iba hacia el fondo de la arena. De pronto una mano me cojío del pelo y me tiró hacia arriba, era un gran amigo, mayor que yo, que me vio que me estaba ahogando y se sumergió para sacarme a la superficie. Después que tomé grandes bocanadas de aire…volví en sí, creo que hasta lloré de lo asustado que estaba…pero todavía no estábamos en la orilla.
Aún tengo en mi mente el rostro de mi amigo que me salvó la vida aquella mañana, si algún día voy de nuevo para Los Órganos…seguro que le buscaré para agradecerle y darle un gran abrazo….ahora no recuerdo su nombre.
Después de un breve tiempo…nos cogimos fuertemente y decidimos salir en la primera ola que viniera…no importándonos que sean grandes…terminamos bien revolcados y llenas nuestras orejas de arena, pero en la orilla, y con vida….casi nos ahogamos.
Otro día practicando motocross, con mi tercera moto, una XL-125 Honda ( la 2° fue una CB-125 Honda ) color verde, pegué un tremendo salto a gran velocidad que me rompí la clavícula derecha…tuve suerte de no romperme el cuello y no estar aquí contándoles esto.
Casi al final de mi secundaria, también en otro verano, estando en Los Órganos, muy temprano decidí ir a Máncora a pasear y a comer un ceviche, le pedí prestado el auto a mi padre y este me dijo que antes de irme pase por el soldador de su compañía a soldarle el tubo de escape porque se había roto.
Mi Padre tenía un grifo en el pueblo y varios camiones cisterna que cargaban combustibles, y este soldador era el que reparaba muchas veces las rajaduras de los tanques de las cisternas.
Los tanques de esos camiones cisternas, tienen compartimientos dentro para poder llevar varios combustibles a la vez, pero de diferentes octanos. Y esas planchas de fierro que sirven de divisiones a veces se rajan con el uso, y los combustibles se mesclan en su traslado.
Bueno, una de esos tanques tenía problemas y mi padre lo había enviado a reparar a este soldador amigo por ser de urgencia su atención.
Llegue en el auto y encontré a mi amigo soldador subido arriba en el tanque, listo para introducirse dentro de el a soldar las planchas de fierro.
Subí por las escaleras del tanque para decirle muy de cerca que deje ese trabajo y que primero suelde el tubo de escape del auto de mi viejo….el no quería bajar hacerlo, no me hizo caso, no me escuchó a pesar de mi insistencia…me dijo mira, Peruco entra al tanque para que veas dónde tengo que soldar.
Esos tanques se lavaban varias veces con mucho ACE y otros productos especiales para desgacificarlos, para sacarles todo el gas que pueda haber quedado y no estallen cuando los sueldan.
Mi amigo Huiri Huiri (así le decíamos de cariño) me engañó que no tenía carburo para soldar el tubo de escape del auto, me dijo…Peruco, anda cómprate en la ferretería del pueblo 1 Kgr de carburo que no tengo y regresas para soldarlo.
Muchas veces amigos…yo me quedaba a su lado a mirar como soldaba…pero le obedecí y baje del tanque antes de que este prenda su pistola de soldar.
Apenas había arrancado el auto y avanzado unos cuantos metros, escuche de pronto una tremenda explosión y miré por el espejo retrovisor del auto un camión de 40 TM envuelto en llamas casi suspendido en el aire cayendo aparatosamente en medio del taller.
Mi amigo voló como 50 metros en el aire y cayó por los techos vecinos…Agonizando y con una pierna menos…decía..” Donde esta Peruco”….perdóname por lo mate.
Esa gran onda expansiva rompió todo vidrio que había como a 5 cuadras a la redonda….se escuchó hasta Máncora la explosión.
Seguí manejando a traer los bomberos del pueblo, me cruce con mi papá y mi hermano Lucho y les dije que no era el grifo lo que había explotado….estaba muy triste porque sabía que mi amigo no podría haber sobrevivido.
Vivió unas cuantas horas y murió una triste tarde en un hospital de Talara.
Han pasado muchos años y todavía lloro cuando me acuerdo de eso.
El partió dejando 12 hijos y una abnegada esposa, mi padre les ayudó económicamente…prometo visitarles cuando vaya a Los Órganos. Tal vez Dios quiere que les hable de su hijo.
Dios siempre estuvo guardándome para sus propósitos, y uno de ellos es estar aquí escribiéndoles en su nombre y bajo su dirección total de su Santo Espíritu.
Amigos…todos los eventos de nuestras vidas tienen una razón de ser…es nuestra responsabilidad averiguarlo.
No digamos porqué Señor nos pasa esto…debemos decir…para qué Señor nos pasa esto.
Una tarde me sentía muy triste de estar en el internado de mi Colegio, y un viejo amigo tumbesino, me dijo: Peruco, te veo muy triste, si le dije…extraño mi casa y a mis viejos.
Fúmate esto y no te seguirás sintiendo triste…fue mi 1° cigarrillo de marihuana que probé, efectivamente…ése cigarrillo me quitó la tristeza que me embargaba, pero sólo duró muy poco tiempo, duro el tiempo que duro el efecto de esa sustancia llamada cannabis sativa.
Lamentablemente esa agradable y enmascarada sensación se grabó en el disco duro de mi alma…en mis recuerdos…y cada vez que me sentía triste…el recuerdo de esa sensación salía y buscaba a mi amigo por otro cigarrillo de esos.
Así nacen las adicciones…cuando queremos llenar ese vació que muchos de nosotros sentimos, las queremos llenar con cosas o sustancias externas, o personas, o viajes…lo único que puede llenar ése vacío…es Jesucristo.
Amigo…hermano…estas pasando por esto?…No es casualidad que tu estés leyendo esta larga historia.
Medita un poco…yo creo que Dios te está hablando en este preciso momento, no esperes que él te grite.
El megáfono de Dios es el dolor, el sufrimiento, las lágrimas desconsoladas…la desesperanza…la angustia.
Dios quiere que te vuelvas a Él, El quiere comenzar una relación personal contigo, No que seas religioso.
Ese hijo pródigo que estaba sufriendo fuera de su casa por hacer lo que él quiso…un día ” Por fin comprendió
lo tonto que había sido ” otra versión dice…” Por fin recapacitó “…” Y volviendo en sí ” (Lucas 15:17)
y decidió volver a casa de su padre.
Hermanos…amigos…Muchos de nosotros necesitamos volver a Dios…volver a su casa, seguro que El está esperando que lo hagamos, y nos perdonará si le confesamos nuestros pecados porque El es fiel y justo para perdonarnos y borrarnos nuestras maldades que hemos cometido.
El nos espera hasta con los brazos abiertos, y hará fiesta si volvemos a El……te decides?
Esa 1° vez que fume mariguana…casi termino muerto en el fondo de la piscina del colegio…en mi alucinación de ver las burbujas de aire como subían a la superficie después que expulsaba el aire estando sumergido…hizo que me desmayara, pero Dios en su inmensa misericordia…usó otra persona para salvar mi vida.
Un día me enamoré de la más linda y dulce chiquilla que jamás había visto…mi amada Y ahora esposa Cecilia, nos conocimos en una academia de preparatoria en Trujillo donde intente estudiar medicina en la U.
Terminé estudiando en Piura Agronomía, y mi amada Educación en esa ciudad…pero mi corazoncito se quedó en Trujillo…viajaba como loco cada fin de semana a verla y abrazarla.
Ya me había comprado casi un bus de Chinchaysuyo de tanto viajar todos los viernes y regresar los lunes a las 6 de la mañana para ir a clases de mi Universidad.
Solía partir a veces en el bus de Tepsa, ése que venía de ruta de Tumbes, y que pasaba por Piura a la 1 de la mañana. Decidí hacerlo para no llegar muy temprano a Trujillo y tener que esperar muerto de frío en una banca de la plaza de armas a que sean las 7.30 am para tocar la puerta de la casa de mi amada.
Una noche estaba mareado, lleno de mosto, y decidí viajar mejor a la 1 de la madrugada en Tepsa.
Fuí al terminal y siempre le compraba a buen precio el asiento del copiloto…bueno, este me corrió porque estaba mareado…yo le insistí para que me dejara viajar…incluso le ofrecí pagarle más…pero este casi a empellones me bajo del bus.
Me quedé muy molesto y apenado porque perdí ése bus que me llevaba a llegar a una hora adecuada.
Entonces tuve que esperar el próximo…yo siempre que viajaba en bus…me gustaba sentarme en los asientos de la 1° fila…incluso me iba y me ponía a conversar de pie con el chofer…casi no dormía desesperado por llegar.
Estaba contándole al chofer que su compañero del bus que iba adelante, me había casi bajado a empellones, y que no sabía porqué…
Íbamos cerca de Pacasmayo y me dijo este chofer…amigo, mi compañero le hizo un gran favor…le salvó la vida, porque mire usted lo que le pasó…y comenzó a frenar y pude ver con claridad el tremendo accidente que este bus del cual Dios me bajó…había tenido.
El bus de Tepsa se había estrellado en la parte posterior de un tráiler mal estacionado y sin luces de peligro, de esos tráileres que cargan 660 bolsas de cemento (32TM)
El chofer de ese bus y todos los pasajeros de las 2 primeras filas estaban muertos.
Me quedé atónito de ver ese semejante espectáculo y de saber que yo pude ser uno de esos cadáveres…
Ahora comprenden porque Dios a veces no nos lleva ya a su lado?
Muchos de nosotros no morimos hasta hacernos sus hijos, yo no era un hijo de Él en esos tiempos como lo soy ahora…El quería, El sabía que antes de que yo muera, yo debería llegar a ser su hijo.
El apóstol Pablo de quien aprendo mucho…les decía a los efesios…” Que Dios nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de él. En amor nos predestinó para ser adoptados como hijos suyos por medio de Jesucristo, según el buen propósito de su voluntad ” (Efesios 1:4,5)
A veces Dios nos da chances para tener esta condición…esta carta puede ser una forma de hablarte a ti de parte de Dios…y lo hace porque te ama.
Ya estaba en la Universidad Nacional de Piura, tenía mi 2° auto, un Toyota Corona de 2,000 c/c color blanco full, y aún estaba soltero…eran mis hermosos 20 años.
Una noche también calurosa y de Verano, comenzamos a beber cerveza en un kiosquito muy concurrido con uno de mis hermanos mayores…mi hermano Coco Lavalle…en Los Órganos
Estábamos irresponsablemente muy mareados y con carro a la mano, y el me dijo: Hermano vámonos a Talara a comprar de esos cigarros que hacen que se nos quite la borrachera…y salí manejando como un loco.
Elegimos ir por una carretera afirmada para demorarnos menos…una llanta delantera del auto se desinfló de golpe y el carro dio como 5 vueltas de campana a 140 Km por hora…
No sé como salimos vivos de allí, una camioneta de Petroperú que pasaba, nos recogió y nos llevó al Hospital..desperté como a las 2 de la tarde del otro día…el accidente fue como a las 11 de la noche.
Estuve en cama casi como 1 mes recuperándome de todas las heridas y algunos huesos rotos.
Como verán tuve una vida algo movida, disfuncional, e inmanejable muchas veces….pero no moría.
Estos son los momentos más impactantes que recuerdo respecto a vivir o morir…seguro que hay otros más que se me quedan en el tintero.
Durante muchos años yo manejaba mi vida así debido al Libre Albedrío que Dios me había dado…pero manejaba mi libre albedrío irresponsablemente sin darme cuenta que El me estaba llamando a gritos, y hasta me estaba guardando para ayudarme a conocer y tener otro tipo de vida….la vida que Jesús prometió dar a todo hombre y mujer que creen el El y se rinden a El.
” Yo he venido para que tengan vida, y la tengan en abundancia ” (Juan 10:10) dijo Jesús…y es verdad mis queridos hermanos, esta vida que tengo ahora no la cambio por nada.
Miren ya son las 8.20 de la mañana y mi corazón sigue latiendo fuerte por ustedes al escribirles esto…les amo con todo mi alma. Por favor o se den por vencidos…sí se puede llegar a ser feliz plenamente…Jesucristo es el hacedor de ese estado de nuestro corazón.
Cuando tenía 33 años, una noche discutía con mi amada esposa porque ella no me dejaba seguir bebiendo, ya que sabía lo que se venía después, yo había comenzado a consumir cocaína cuando estaba muy mareado, y eso ella no lo aceptaba.
En esos tiempos ya se estaban cobrando las facturas de mi conducta disfuncional que había llegado a tener a veces, muchos problemas económicos aparecieron en nuestra vida, se me empezaron a cerrar casi todas las puertas que me podían llevar al éxito que el mundo común exige.
Nuestra relación matrimonial comenzó hacer agua, todo comenzó hacer agua…
Del stress pasé a la confusión, irritabilidad, desesperanza y finalmente llegué a la depresión.
Estábamos en una fiesta, en casa de mi tío Gilberto Lavalle y Nory…en Piura, mi esposa increpándome en un jardín de la casa, de pronto me puse de pie y le dije a mi Ceci…espérame, voy a casa a traer algo y vuelvo.
Regresé con mi pistola Pietro beretta de 9mm largo, con 15 balas en su cacerina y perfectamente utilizable y aceitada…me senté al lado de mi Ceci y le pedí perdón por haberle arruinado su vida durante casi 12 años de matrimonio.
Le dije que había comprado un seguro de vida y que si yo moría…ella y mis dos hijos quedarían con algo de dinero para que se defiendan.
Le miré a sus ojos y llorando me despedí de ella…No tenía esperanza de nada, nada ni nadie podía arreglar mi vida, le dije que mejor era que yo muera para librarlos del abismo a donde yo los arrastraba con mi vida.
Puse la pistola en mi cabeza y cerré mis ojos frente a ella y jalen del gatillo…no se imaginan lo que se siente esperar el impacto…Pero Dios hizo que esa bala no estallara.
Ahora yo les escribo llorando y diciendo que fue un milagro que eso pasara.
Dios no quería que yo muera, porque El tenía planes para mí…tenía planes para mi vida en el futuro…como hoy domingo 21 de febrero del 2010., por esto estoy aquí…para esto me amanezco, no me importa cuánto me canse, cuanto me duela…Lo hago por amor a su nombre y a ustedes.
Si mis historias de la mano de Dios te ayudan…no importa que yo muera, total yo ya estaba muerto…y Jesucristo me resucitó….ahora me comprenden?
Mi vida sin Cristo no tiene razón de ser…Bendito sea el nombre de Jesús…alelúyaaaaaaaaa!
Saben…ya no tengo miedo morir, ahora creo que en realidad el morir es volver a vivir, pero vivir la verdadera vida y será eternamente.
Esta vida es un ensayo de la que vamos a tener…Dios no da el chance de entrenarnos y mejorarnos durante casi 80 años promedio para llegar a tener el carácter de Jesucristo, porque en el cielo nos va a dar otro cuerpo que no le duele nada, no le duele la cintura como la mía por ejemplo, que me está doliendo ahorita de escribirles tanto (Por Favor perdónenme si les escribo mucho…el Espíritu de Dios sigue hablando y no puedo parar)….nos dará otro cuerpo glorificado como el de Cristo cuando resucitó…y nos lo dará para que nosotros le pongamos nuestro carácter en el….pero ya un carácter transformado por Dios a través del Santo Espíritu que mora en nosotros desde que recibimos a Jesús….y esto sucede estando vivos…y no muertos.
Cuando recuerdo todo lo que he pasado en casi 50 años de mi vida, me alegro mucho porque mis lágrimas y sufrimientos sirven ahora para bendecirlos, enseñarles y ayudarlos a todos ustedes los que creen en el Amor y el Poder de Jesucristo vivo.
Cada lágrima mía y de mi esposa, de mis hijos, de mi familia que cayeron al piso…no fueron en vano, fueron como agua fresca de manantial que hace crecer hermosas margaritas.
Sus vidas serán benditas si ustedes creen en Jesús…y en las Palabras de Dios escritas en la biblia.
Les decía que ya no tengo miedo morir porque creo que he nacido para alentar a las personas a pasar de muerte a vida, de la oscuridad…a la luz.
Dentro de mis locuras, pienso que sería tremendo que alguien me filme cuando este partiendo a la presencia de mi Señor…Me gustaría que alguien grave lo que digo que veo y/ o escucho…
Debe ser indescriptible encontrarse con Dios. Por Favor que a nadie se le ocurra hacer algo para evitar que no muera, que a nadie se le ocurra resucitarme con esos aparatos de electro shock.
Si tengo que ir a encontrarme con aquel a quien le dedique mi vida para servirle con toda mi alma y mi corazón…que venga ese día.
No tienen por que sentir miedo cuando tengan que partir…Si están con Cristo…son hermanos de Cristo….y sólo con el se reunirán. Claro además de todos los que durmieron o vivan creyendo en Cristo.
Recuerden que Jesús dijo…” Aquí me tienen, con los hijos que Dios me ha dado. Por tanto, ya que ellos son de carne y hueso, El también compartió esa misma naturaleza humana para anular, mediante la muerte, al que tiene el dominio de la muerte es decir al diablo, y librar a todos los que por temor a la muerte estaban sometidos a la esclavitud durante toda la vida ” (Hebreos 2:15)
Para un cristiano creyente de la palabra de Dios y obediente hacer lo que dice en ella…si se le muere o duerme como dice la escritura…un pariente que creía en que Cristo resucitó y así con esa convicción partió…no se entristezca como los otros.
Si yo estoy vivo y viene Jesucristo por 2° vez…no precederé a los que murieron creyendo en él.
Los muertos en Cristo resucitaran primero…el Señor vendrá con voz de mando, con voz de trompeta, con voz de arcángel…descenderá del cielo.
Luego nosotros los que habemos quedado, los que aún estemos vivos, seremos arrebatados con ellos en las nubes para recibir en el aire a nuestro Señor Jesús….y así estaremos por siempre junto a Él (1Tesalonocenses 4:15,16,17)
Ese día mis queridos amigos y hermanos en Cristo será, como dice mi distinguido amigo Eloy Carrión…Espectacular. Esperémoslo con ansias.
Siendo las 11 de la mañana y teniendo que vivir un espléndido domingo en Cristo…
Me despido de ustedes con un fuerte abrazo en nombre de mi Señor.
Muchas Gracias por su fidelidad de leer hasta aquí estas palabras de Dios puestas en mi pluma virtual de este sencillo y humilde siervo de Jesucristo.
A Él sea toda la Gloria.
Desde mi bitácora, desde mi corazón…desde Lima Perú…
Su fiel amigo.
Pedro Pablo Lavalle.

Tomado de Eveready del Blog Pedro Pablo El Caminante

Es hermoso

Solo me imagino audio por Vino Nuevo (esta es la versión q me gusta)

I can only imagineVideo de la misma cancion en inglés (Mercy Me)

El Último Volante

Me llegó esta historia por correro que quiero compartirla:

Todos los Domingos por la tarde, después del servicio mañanero en la iglesia, el Pastor y su hijo de 11 años iban al pueblo a repartir volantes a cada persona que veían.

Este Domingo en particular, cuando llegó la hora de ir al pueblo a repartir los volantes, el tiempo estaba muy frío y comenzó a lloviznar. El niño se puso su ropa para el frío y le dijo a su padre, ‘OK, papá, estoy listo’. Su papá, el Pastor, le dijo, ‘Listo para qué?’ ‘Papá, es hora de ir afuera y repartir nuestros volantes.’ El papá respondió, ‘Hijo, esta muy frío afuera y está lloviznando.’ El niño miró sorprendido a su padre y le dijo, ‘Pero Papá, la gente se esta yendo al infierno aún en los días lluviosos.’ El Papá contestó , ‘Hijo yo no voy a ir afuera con este tiempo.’ Con desespero, el niño dijo, ‘Papá, puedo ir yo solo? Por favor? Su padre titubeó por un momento y luego dijo, ‘Hijo, tú puedes ir. Aquí tienes los volantes, ten cuidado.’ ‘Gracias papá!’ Y con esto, el hijo se fue debajo de la lluvia.

El niño de 11 años caminó todas las calles del pueblo, repartiendo los volantes a las personas que veía. Después de 2 horas caminando bajo la lluvia, con frío y su último volante, se detuvo en una esquina y miró a ver si veía a alguien a quien darle el volante, pero las calles estaban totalmente desiertas. Entonces él se viró hacia la primera casa que vio, caminó hasta la puerta del frente, tocó el timbre varias veces y esperó, pero nadie salió. Finalmente el niño se volteó para irse, pero algo lo detuvo. El niño se volteó nuevamente hacia la puerta y comenzó a tocar el timbre y a golpear la puerta fuertemente con los nudillos. Él seguía esperando, algo lo aguantaba ahí frente a la puerta. Tocó nuevamente el timbre y esta vez la puerta se abrió suavemente. Salió una señora con una mirada muy triste y suavemente le preguntó, ‘Qué puedo hacer por ti, hijo.’ Con unos ojos radiantes y una sonrisa que le cortaba las palabras, el niño dijo, ‘Señora, lo siento si la molesté, pero sólo quiero decirle que *JESÚS REALMENTE LA AMA * y vine para darle mi último volante, que habla sobre JESUS y SU GRAN AMOR. El niño le dio el volante y se fue. Ella lo llamó y le dijo, ‘GRACIAS, HIJO, y que DIOS te bendiga.’

Bien, el siguiente domingo por la mañana el pastor estaba en el púlpito y cuando comenzó el servicio preguntó, ‘Alguien tiene un testimonio ó algo que quiera compartir?. Suavemente, en la fila de atrás de la iglesia, una señora mayor se puso de pie. Cuando empezó a hablar, una mirada radiante y gloriosa brotaba de sus ojos, ‘Nadie en esta iglesia me conoce. Nunca había estado aquí, incluso todavía el domingo pasado no era Cristiana. Mi esposo murió hace un tiempo atrás dejándome totalmente sola en este mundo. El domingo pasado fue un dia particularmente frío y lluvioso, y también lo fue en mi corazón; ese día llegué al final del camino, ya que no tenía esperanza alguna ni ganas de vivir. Entonces tomé una silla y una soga y subí hasta el ático de mi casa. Amarré y aseguré bien un extremo de la soga a las vigas del techo; entonces me subí a la silla y puse el otro extremo de la soga alrededor de mi cuello. Parada en la silla, tan sola y con el corazón destrozado, estaba a punto de tirarme cuando de repente escuché el sonido fuerte del timbre de la puerta. Entonces pensé, ‘Esperaré un minuto y quien quiera que sea se irá’. Yo esperé y esperé, pero el timbre de la puerta cada vez era más insistente, y luego la persona comenzó a golpear la puerta con fuerza. Entonces me pregunté, QUIEN PODRÁ SER? Jamás nadie toca mi puerta ni vienen a verme! Solté la soga de mi cuello y fui hasta la puerta, mientras el timbre seguía sonando cada vez con mayor insistencia. Cuando abrí la puerta no podía creer lo que veían mis ojos, frente a mi puerta estaba el más radiante y angelical niño que jamás había visto. Su sonrisa, ohhh, nunca podré describirla! Las palabras que salieron de su boca hicieron que mi corazón, muerto hace tanto tiempo, volviera a la vida, cuando dijo con voz de querubín , ‘SEÑORA , sólo quiero decirle que JESÚS realmente la ama.’ ‘Cuando el pequeño ángel desapareció entre el frío y la lluvia , cerré mi puerta y lei cada palabra del volante. Entonces fui al ático para quitar la silla y la soga. Ya no las necesitaría más.. Como ven —- ahora soy una hija feliz del REY. Como la dirección de la iglesia estaba en la parte de atrás del volante, yo vine personalmente decirle GRACIAS a ese pequeño ÁNGEL DE DIOS que llegó justo a tiempo y, de hecho, a rescatar mi vida de una eternidad en el infierno.’

Todos lloraban en la iglesia, y le daban Gloria y honor al REY DE REYES. El Pastor bajó del pulpito hasta la primera banca del frente, donde estaba sentado el pequeño ángel; tomó a su hijo en sus brazos y lloró y gimió incontrolablemente. Probablemente la iglesia no volvió a tener un momento más glorioso, y probablemente este universo nunca a tenido un padre más lleno de amor y honor por su hijo……excepto por uno. Este otro PADRE permitió a su hijo venir a un mundo frío y oscuro, de modo que Él recibió de regreso a su Hijo con una alegría indescriptible; y todo el cielo le dio gloria y honor a su Hijo amado, el REY DE REYES, a quien sentó a la diestra de su trono y le dio poder sobre todo principado, y cuyo nombre está sobre todo nombre, JESÚS .

Dios bendiga tus ojos por leer este mensaje, y no lo olvides verdaderamente ” DIOS TE AMA “

Parte I

Parte II

Parte III

Parte IV

Parte V

Parte VI

Escuche audio 1 audio2

También disponible enaudio